miércoles, 1 de febrero de 2012

Mientras llueve en el Reino de Suazilandia

Los locos deambulan en la noche
porque tienen miedo de volverse genios
el herpes zóster invade a los artistas
los deja ciegos para que no crean en su obra
los maestros se liman las uñas frente al pizarrón
y los alumnos juegan al ta-te-ti
con una navaja sobre el brazo del más débil
Tomi se baja los pantalones
en el café Vinilo pero ni siquiera se excita
un televisor encendido que nadie mira
ve a Candela dar sus primeros pasos y la aplaude
los trenes chorrean
empleados que se odian a sí mismos
la banda canta:
“dale turra agregame en el facebook”
y las chicas gritan que los aman
los supermercados asfixian a las cajeras
para que no tengan compasión
por las calles avanzan internados en coma
que se envidian mutuamente
las adolescentes de catorce años creen
que el futuro es un programa de televisión
llamado “Soñando por mostrar el culo”
los quince días de vacaciones ya no alcanzan
para querer ver de nuevo a los amigos
el amor se subasta en los bares
por menos de una cerveza
mientras tanto
sigue lloviendo en Suazilandia

y vos todavía te preguntás
por qué estamos tan solos.

2 comentarios:

Jorge Ampuero dijo...

Asi vamos por el mundo. El realismo del poema es envolvente.

Saludos :)

paula varela dijo...

Gracias por tu comentario, Jorge. Un beso